Prolifera fraude de compra de vehículos de motor en Oaxaca

* Diputada propone castigo de 12 años de prisión y multa de mil UMAS

Jaime Guerrero
Oaxaca, Oax.- En Oaxaca, el fraude en la compra de vehículos de motor, ha dejado en quebranto económico a muchas familias, debido a que la delincuencia se vale de diversas conductas para engañar a sus víctimas y obtener un lucro sobre los vehículos de motor de diversos modelos y marcas.
Al exponer ese fenómeno delincuencial, la vicepresidenta de la Mesa Directiva del Congreso del Estado, Nancy Benítez Zárate, propuso reformar el Código Penal del Estado, para sancionar con 6 a 12 años de prisión y multa de 500 a mil veces el valor de la Unidad de Medida y Actualización vigente, el fraude en la compra de vehículos de motor y con ello,  desmotivar este tipo de conductas, ya que en muchas ocasiones no solo existe la víctima que pierde su patrimonio.
La legisladora de Morena alertó que los delincuentes pueden operar desde cualquier parte, ya sea en los tianguis de venta de autos o bien en lo particular con personas físicas o morales que ofertan su vehículos a través de medios escritos o electrónicos.
El tribuna, destacó que hoy en día, contar con un vehículo de motor es casi una necesidad para trasladarse de un lugar a otro, es un patrimonio al que se llega con mucho esfuerzo y sacrificios ya que la inversión económica no es menor y por ello es tan difícil para las familias oaxaqueñas el tener que deshacerse de su automóvil o motocicleta ya sea por cuestiones económicas o de tratar de invertir en algún otro patrimonio.
Sin embargo, cada día es más común enterarse de que familiares, amigos o conocidos, han sido víctima de un fraude al vender su unidad de motor.
Benítez Zárate lamentó que los delincuentes valiéndose de todas las argucias que estén a su alcance, contactan a los dueños de los vehículos y después de realizar la negociación de la compra-venta, realizan pagos mediante documentos nominativos, a la orden o al portador, que los delincuentes tienen conocimiento que no serán pagados.
“Es cuando la víctima se entera que entregó su vehículo con los papeles, como la factura y la carta responsiva cediendo los derechos del vehículo en propiedad,  pero realmente no recibió el pago ya que la transacción que hicieron fue ficticia, por eso se habla de un fraude y con el cual se vulnera el patrimonio de las personas morales o de las familias oaxaqueñas”.
Y es que también puede darse el caso de una segunda víctima, ya que el delincuente que se hizo de manera ilícita de un vehículo de motor, en muchas ocasiones ya tiene un comprador de buena fe a quien le vende dicho vehículo a bajo precio y que en muchas ocasiones esta segunda víctima es apresado por tener dicho vehículo en su poder.

Benítez Zárate destacó que su iniciativa pretende coadyuvar con las políticas de prevención del delito  y que esa conducta delictiva se pueda erradicar porque el daño patrimonial que se le hace a la ciudadanía que se ve afectada por este delito es grande  y pierde parte de su patrimonio que con tanto esfuerzos logra construir.

En cuanto a las penas que deben aplicarse en este caso, son dos:

El patrimonio y el de otorgar seguridad a la sociedad en sus actos de comercio, con independencia de las características y del valor de la unidad de motor que se pone a la venta, es necesario que la pena aplicable sea la prevista en la  fracción tercera del artículo 380 del Código Penal para el Estado de Oaxaca, que va de 6 a 12 años de prisión y multa de 500 a mil veces el valor de la Unidad de Medida y Actualización vigente.

error: Content is protected !!