Nuevo INE ofrece arbitraje imparcial y reducir costos de elecciones

Jaime Guerrero

Oaxaca, Oax.- El Instituto Nacional Electoral (INE) inició una nueva etapa con  Guadalupe Taddei Zavala como consejera presidenta, la oaxaqueña, Rita Bell López Vences y dos consejeros más, al asumir los cargos en el Consejo General y con cuya integración, serán responsables de organizar dos elecciones presidenciales: en el 2024 y 2030.

A su llegada, todos ofrecieron arbitraje imparcial y esforzarse en reducir costos de la democracia; particularmente, la nueva presidenta aseguró que hay un “clamor en la sociedad que es el costo de la democracia”, y ofreció iniciar los estudios para analizar dónde realizar economías, con el objetivo de “abaratar sin perder la calidad de los procesos electorales”.

Ante el Consejo General del INE, Taddei Zavala rindió protesta como nueva Consejera Presidenta del Instituto, y posteriormente tomó protesta a López Vences, Arturo Castillo Loza y Jorge Montaño Ventura, como Consejera y Consejeros, respectivamente, para el periodo 2023-2032, es decir, fungirán en el cargo, 9 años.

Con estas incorporaciones, se conforma, por primera vez en la historia electoral, un órgano colegiado integrado mayoritariamente por mujeres.

En su mensaje, Taddei Zavala, la primera mujer Presidenta del Consejo General del INE, reconoció a la Cámara de Diputados porque “en el desacuerdo encontró el acuerdo”, con el aval de todas las fuerzas políticas, que les hace ser conscientes de la responsabilidad que asumen el día de hoy.

Planteó que entre los retos inmediatos del INE está la revisión del costo de la democracia -al igual que educación en materia presupuestal-, sin perder la excelencia en la aplicación de la técnica electoral; respetar la colegialidad de las decisiones del Consejo General y procurar el diálogo con las fuerzas políticas.

Destacó que uno de los primeros pasos será reflexionar y analizar en torno al clamor de la sociedad sobre el costo de las elecciones, y establecer cómo incorporar la modernización tecnológica para determinar “qué se puede abaratar, sin perder la calidad de los procesos electorales”.

Aseveró que se respetará el derecho de cada fuerza política a pertenecer al Consejo General y a poner sobre la mesa sus visiones de futuro, pero los partidos, subrayó, también habrán de respetar los acuerdos técnicos de la Herradura de la Democracia. En tal sentido informó que, en breve, se organizarán mesas de trabajo en particular con cada una de las fuerzas políticas.

Taddei Zavala se dijo convencida de que el desempeño del nuevo Consejo General habrá de contribuir al incremento de la vida democrática del país, se comprometió a tener siempre la disponibilidad de la escucha atenta y a establecer una política de trabajo de puertas abiertas.

López Vences destacó que con su designación y la de otras tres consejerías  -incluyendo la Presidencia-, se concluye el proceso de renovación total de las y los consejeros nombrados a partir de la reforma electoral de 2014; por lo que consideró a éste como un momento histórico.

Además, «es la primera integración compuesta de forma mayoritaria por mujeres; por ello, también debemos construir una agenda desde una visión de género», indicó.

La consejera oaxaqueña destacó que procede de los grupos activos de la sociedad civil y, de manera muy importante, de las redes de mujeres a quienes invitó a que la sigan acompañando, «porque ellas me han sostenido y es no sólo por ellas, sino con ellas, que me propongo cumplir esta encomienda».

Asimismo, se comprometió a empeñar su palabra para reducir la brecha que separa «a esta noble institución de las y los ciudadanos» y continuar su lucha “en favor de las mujeres, muy especialmente de las mujeres indígenas”.

“Comprometo mi indeclinable voluntad para contribuir a la democrática renovación de los poderes públicos, aportando la modesta experiencia y enseñanza en materia electoral que he acumulado a lo largo de los últimos tres lustros de mi vida” ofreció Montaño Ventura.

Invitó a los actores políticos, partidos y sociedad a construir y transitar en un ambiente que dimensione cabalmente los principios y las reglas de la democracia, para que sea el debate de las propuestas políticas su mejor expresión, la sociedad desde hace tiempo, nos reclama la cancelación de confrontaciones que sólo dividen y aplazan las soluciones.

Destacó que “no es con golpe de suerte, ni desgarrándonos las vestiduras, ni con discursos incendiarios o buenos deseos, como avanzaremos en la consolidación de un México plural y participativo, sino con nuestras acciones en pro de la democracia”.

Castillo Loza prometió trabajar siempre dentro del marco de la Constitución y de la ley, sin filias ni fobias, con la confianza que da la transparencia en el desempeño del encargo, y manifestó su compromiso con la defensa de los derechos ciudadanos y del voto, a partir de un nuevo pacto, “apostando por la imparcialidad de este árbitro, con miras a tener una democracia más sólida, eficiente y duradera”.

A la nueva Consejera Presidenta, así como a las consejeras y consejeros, les ofreció de igual manera su mayor disposición para generar los acuerdos que sean necesarios por el bien de la democracia, siempre desde la legalidad, la autonomía y la independencia del INE.

La Consejera Dania Ravel Cuevas destacó el cumplimiento del principio de paridad de género, criterio que incluso tuvo su origen en el seno del Consejo General del INE y aseveró que se trata de un mecanismo eficaz para revertir la exclusión de las mujeres en los espacios de toma de decisiones, sin soslayar que todo esto es fruto de la lucha de miles de mujeres que, desde sus respectivas trincheras, han trabajado, en la medida de sus posibilidades, para allanar el camino a otras mujeres.

Carla Humphrey Jordan afirmó que una institución como ésta, en la que se gesta y se recrea cotidianamente la democracia, bajo la lealtad a la Constitución y a la ley, es indispensable en estos momentos de recambio en el sistema político entero y del sistema electoral. “Sean bienvenidas y bienvenidos”, les manifestó.

Agregó que el INE es una maquina precisa, sofisticada y profesional. Encontrarán en su estructura central y desconcentrada, subrayó, trabajadoras y trabajadores auténticamente comprometidos con la misión central de este Instituto: preparar y desarrollar elecciones auténticas y mecanismos de participación ciudadana directa.

El Consejero Martín Faz Mora se pronunció convencido de que su llegada fortalece al órgano colegiado. «Nos enriquece, porque permite renovar la pluralidad al interior de este Consejo», dijo.

La pluralidad en la integración de los órganos de dirección del Instituto, desde su creación y hasta la fecha, enfatizó, «siempre ha correspondido al Congreso, que es el que nombra», así como la composición o equilibrio que en un determinado momento exista al interior del órgano.

Faz recalcó que uno de los grandes retos de la nueva conformación del Consejo General, lo constituye la atinada implementación del principio de colegialidad.

La Consejera Norma De la Cruz Magaña afirmó que gracias a la legislación en materia de paridad hoy se cuenta con una Consejera Presidenta, así como con tres consejerías -una mujer- cuya experiencia en materia electoral aumentará una nueva forma de colegialidad que será un baluarte de las nuevas decisiones del Instituto.

“Hoy el INE es más nacional que nunca”, apuntó, pues las realidades sociales y culturales de Sonora, Oaxaca, Michoacán, Tabasco, Yucatán, San Luis Potosí, Ciudad de México y Guerrero, refrescarán esta nueva cosmovisión de la democracia mexicana al representar la diversidad de nuestro país, por lo cual ofreció trabajar de manera horizontal, abierta y dialogada para entregar buenos resultados electorales

El Consejero Uuc-kib Espadas Ancona les recordó que, “este trabajo no sólo es una gran oportunidad personal, es una gran responsabilidad institucional, ciertamente con el INE, con la democracia, con la sociedad y con la República”.

Mencionó que el centro de esta responsabilidad es el derecho a votar. Les pidió huir de la soberbia, “no somos personas especiales, lo especial es el sitio en el que la representación nacional nos ha colocado, honremos ese privilegio”.

El Consejero Jaime Rivera Velázquez afirmó que hoy no se trata de refundar al INE, sino de fortalecerlo con relevos que inyecten nuevas ideas y energías renovadas, dentro del marco constitucional legal y organizacional, que le han permitido rendir buenas cuentas a la ciudadanía y a la democracia mexicana.

Confió en que, por el bien de México, esta renovación parcial de su órgano de dirección permita abrir diálogos productivos entre las instituciones del Estado, basados en el respeto a la autonomía del INE, al reconocimiento de sus capacidades y a las buenas cuentas que ha rendido al país.

«Hoy la sociedad mexicana puede atestiguar un nuevo relevo en la integración de este Consejo General del Instituto Nacional Electoral, un mecanismo de renovación ordenado por la Constitución que no sólo promueve la constante renovación de este máximo órgano de dirección con la designación escalonada, cada tres años, de consejeras y consejeros electorales, sino que abre la puerta a nuevas ideas, aportes, estilos, enfoques e interpretaciones por lo que hace a los planteamientos y decisiones técnicas, operativas y jurídicas que toma este órgano colegiado en materia de organización y arbitraje electoral», acentuó la Consejera Claudia Zavala Pérez.
error: Content is protected !!