Gobernador pide a maestros cambiar método de lucha y ofrecer disculpas a alumnado y padres de familia

Jaime Guerrero

Oaxaca, Oax.- Una vez que reanudaron clases y levantaron su plantón del zócalo de la Ciudad de México y de Oaxaca que mantuvieron durante 25 días, el gobernador del Estado, Salomón Jara Cruz, pidió a las y los maestros de la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), cambiar sus métodos de lucha y ofrecer una disculpa pública al alumnado, así como a las y los padres de familia.

En tanto, pidió disculpas públicas por los hechos violentos y de represión en los conflictos magisteriales y sociales del 2006 en el sexenio de Ulises Ruiz Ortiz y de Nochixtlán en el 2016 en el sexenio de Gabino Cué Monteagudo que, Jara Cruz, calificó como una etapa de ignominia.

Jara Cruz prometió que en su gobierno no habrá represión para el movimiento magisterial ni integrantes de la lucha social.

Sin embargo, calificó como lamentable la ausencia de los maestros en las aulas. “Estuvieron aquí (en plantón en el zócalo de Oaxaca) durante 25 días. Es muy lamentable para los niños y niñas”.

Consideró entonces que no pueden continuar con esa estrategia de lucha y movilizaciones. “Los maestros tienen que revisar su estrategia de lucha. Qué culpa tienen los niños. Qué culpan tienen las niñas, nuestros jóvenes”, criticó.

De la misma forma, también cuestionó que el magisterio ofrezca reponer las clases pérdidas si ya provocaron daños al proceso de enseñanza.

“Es como cuando uno no le da de comer a un niño a una niña 15 días. Ah, pero ahora le voy a dar de más. No, el daño se ocasiona. Sí nos duele mucho”, manifestó al estilo de Andrés Manuel López Obrador.

De acuerdo a Jara Cruz, no había necesidad de que los integrantes de la Sección 22 del SNTE mantuvieran su plantón en el zócalo capitalino.

Afirmó que “ya estaba resuelto todo”, lo concerniente al pliego petitorio del magisterio.

Concedió que en pasados sexenios, el magisterio tenía razón de movilizarse y salir a las calles porque no eran recibidos en la Secretaría de Gobernación, mucho menos el presidente de la República, ni los gobernadores, era cerrazón total.

Jara Cruz afirmó que su gobierno no se ha cerrado y ha mantenido el diálogo, mientras que el presidente, López Obrador, ha recibido a la Sección 22 no menos de 27 ocasiones, mientras que la secretaría de Gobernación, Luisa María Alcalde, en 8 ocasiones.

“Po eso no había ningún motivo de continuar con su manifestación porque ya estaba resuelto todo”, reiteró.

Refirió que los maestros pedían una reforma educativa y en respuesta les ofrecían alternativas a los trabajadores de la educación, como la abrogación de la reforma educativa, “pero nunca decían qué parte”.

Respecto a la Unidad del Sistema para la Carrera de las Maestras y los Maestros (USICAMM), se les dio la apertura, mientras que la reforma a la ley de ISSSTE, los y las maestras no sabían cómo explicar su propuesta. Al final un profesor del Estado de México explicó que las maestras se jubilen a los 28 años de servicio; y 30 años para los maestros, lo cual fue aceptado por el mandatario federal.

Jara Cruz lamentó que el magisterio argumentaba que no se les atendía, que se había roto el diálogo, que,ya no había pláticas.

El mandatario denunció que José Ángel Santiago, a quien llamó por su apodo “El Pitufo”, “amigo” del exdirigente de la Sección 22 del SNTE, Irán Santiago Manuel, arengaban y bloquearon el aeropuerto, mientras había diálogo en palacio nacional.

Refirió que, en esos momentos –mientras se sostenía el diálogo en Palacio Nacional, los teléfonos celulares fueron bloqueados–, había confrontación entre un grupo de transportistas y pobladores de San Juan Bautista La Raya con maestros, por ello, el secretario de Gobierno, Jesús Romero López y el director del IEEPO, Emilio Montero Pérez, desconocían de los hechos al estar en las reuniones en las que sí se dieron respuestas al magisterio.

“Ya no había necesidad de estar mucho tiempo (bloqueando). Por eso yo le pido (ofreció) una gran disculpa al pueblo de Oaxaca por lo que se hizo” (sic).

Jara Cruz fue más allá, al decirle al magisterio de la Sección 22 del SNTE que “deberían pedir (ofrecer) disculpas a los padres de familia, a las y los niños, es a quien más lastiman”, demandó.

Jara Cruz admitió que los métodos de lucha radicales del magisterio son válidos cuando hay un gobierno autoritario, déspota, represor. No obstante, afirmó que su gobierno no es represor.

El mandatario oaxaqueño, también descalificó las consignas verbales del magisterio. “Obrador decía, decía (que todo cambiaría) y es la misma porquería”, citó y reprobó que comparen a López Obrador con el expresidente, Enrique Peña Nieto, que los reprimió.

“Cómo van a compararlo con (el expresidente Felipe) Calderón, con (Vicente) Fox, no saben ni medir el agua, cuando es clara y cuando está sucia, por lo menos en la inteligencia se puede medir”, asestó.

Comparó que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, durante su lucha por la Presidencia de la República, jamás lanzó una piedra, mientras que los integrantes de la Sección 22 del SNTE han protagonizado daños al palacio nacional y de gobierno de Oaxaca, entre otras manifestaciones radicales y violentas.

error: Content is protected !!