El estado de Oaxaca se convirtió en la primera entidad federativa en prohibir la venta, obsequio y donación de alimentos con altos contenidos calóricos a menores de edad. Con 31 votos se aprobó la reforma de ley mediante la cual se adiciona el artículo 20 bis a la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Oaxaca.