Vendedores ambulantes de artesanías se instalan en el Andador Turístico, también en la calle de Gurrión, aún cuando los contagios de Covid-19 se mantienen a la alza.