Jaime Guerrero

Oaxaca, Oax.- El embajador de Estados Unidos en México, Ken Salazar, criticó que diversos actores políticos en la oposición pretenden usar a los migrantes y su dolor para generar división y para usarlos en su agenda política. 

“Es inmoral y debería parar”, urgió.

El diplomático arribó a la capital de Oaxaca, para participar en el Sexto Encuentro de Gobernadores y Gobernadoras del Sur Sureste con la Embajada de Estados Unidos, el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, la gobernadora de Campeche, Layda Sansores, y el gobernador electo Salomón Jara Cruz.

Al encuentro asistieron empresarios aglutinados en el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) que encabeza, Francisco Cervantes Díaz; el presidente de la Asociación de Bancos de México, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, funcionarios de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, entre otros.

Tras reunirse con la clase empresarial de México, Salazar afirmó que el fenómeno de la migración debe resolverse de una forma regional.


Afirmó que tanto el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, y el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, coinciden en que deben tener un marco de solución para “crear esperanza y trabajo en los lugares de origen” de las personas que emigran.

“Es que tenemos que hallar solución, apoyar a la gente que busca solución”, apeló. 

Y es que lamentó que “algunos que quieren usar migrantes y el dolor de los migrantes en el corredor como algo de división, de usar a los migrantes como una manera de avanzar su agenda política. Eso es inmoral, eso debería parar”, urgió.

Salazar refirió que al dialogar con los gobernadores sobre el fenómeno migratoria, se tiene que hallar solución y parar la política que hace a los migrantes víctimas de una política sin solución.

En su intervención, destacó que el gobierno de su país, encabezado por Joe Biden, tiene puesta “la mirada en el Sur” y nada los debe distraer de eso sin importar los cambios en los gobiernos.

El embajador destacó la seguridad en esta región de México, porque garantiza prosperidad y la unidad entre los países de Estados Unidos y México.

Concedió que ambas naciones han caminado por etapas dolorosas y difíciles en sus relaciones, pero hay un panorama prospera en el comercio “porque vecinos somos para siempre. Hermanas y hermanos”.

“Los lugares más seguros están en el sureste, por eso hay una oportunidad grande”, insistió.

Ken Salazar agregó que Estados Unidos ha invertido en la región Sur-Sureste de México 250 millones de dólares este año y plantea seguir manteniéndola a través de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID por sus siglas en inglés), con la implementación de diversos proyectos; mientras que en países de Centroamérica, suman 800 millones de dólares. “No sólo son palabras”, recalcó.