Ciudad de México.- Con un sólido frentazo de Luis Reyes, un contragolpe de Quiñones y una solvente actuación de Camilo Vargas, los Rojinegros del Atlas vencieron 2-0 al Pachuca para tomar ventaja en la Gran Final de Ida del Clausura 2022 en el Estadio Jalisco.

Los Rojinegros mostraron sus ganas de ganar desde los primeros minutos, pero la defensiva hidalguense no permitió que la pelota llegara con tranquilidad a Julián Quiñones y Julio Furch.

Al minuto 27 y tras una jugada de mucho peligro de los Tuzos, José Abella mandó un centro a la aparición de Luis Reyes, quien remató con un frentazo que dejó parado a Oscar Ustari y abrió el marcador para la alegría de los presentes en las tribunas.

El vigente campeón del fútbol mexicano quiso aprovechar el golpe anímico, pero Quiñones desperdició dos grandes acciones para ampliar el marcador, primero con un mano a mano y luego con un cabezazo que pasó muy cerca del arco.

De ahí en adelante vino el renacer de los Tuzos, quienes tuvieron grandes llegadas al área a través de Kevin Álvarez, quien a toda velocidad llegaba a generar peligro, pero se topó con un Camilo Vargas en modo campeonato que tapó todos los disparos.

Para la segunda mitad Guillermo Almada apostó por Fernando Navarro para tomar el lugar de Romario Ibarra y buscar que llegara desde atrás para buscar el empate.

Antes del minuto 60, llegó la opción más clara de la vista con una media vuelta monumental de Nico Ibáñez, pero su disparo terminó estrellado en el travesaño y no pudo concretar la anotación.

Cuando parecía que los Rojinegros se iban a marchar con la mínima ventaja, Quiñones aprovechó que Pachuca estaba desbordado buscando el empate y con una gran jugada individual liquidó el juego.

La Gran Final de vuelta se disputa el próximo domingo en el estadio de los Tuzos.

Fuente: Agencia