Acabar con cultura del chantaje y cerrarle la llave de recursos a organizaciones sociales, exige IP

Jaime Guerrero

Oaxaca, Oax.- El sector empresarial alzo la voz y demandó el Gobierno del Estado, terminar de tajo con la industria del chantaje por parte de organizaciones sociales en la entidad, y cerrarles la llave de los recursos que muchas veces son utilizados para fines personales y grupales.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco-Servytur), Jaime Zorrilla de San Martín Diego, señaló que las organizaciones sociales son una de las principales inhibidoras de inversiones y del crecimiento económico en el estado.

“Los hemos señalado con claridad. En Oaxaca se ha generado una verdadera industria del chantaje. Esto comenzó con unos grupos y se ha extendido de manera importante. Hoy hay incontables números, se habla de más de 250 grupos,  tal vez más, que por cualquier motivo se justifican para tomar una carretera o bloquear calles”, declaró.

El pasado lunes, los integrantes del Frente Popular Revolucionario (FPR), literalmente colapsaron carreteras de la entidad y secuestraron a empleados del Gobierno del Estado y Judicial, en los complejos de Ciudad Administrativa y Judicial, para exigir el cumplimiento a sus demandas.

Zorrilla de San Martín Diego señaló que el gobierno debe ser puntualmente atento en resolver los problemas en las comunidades y organizaciones, en atenderlos oportunamente para evitar que en muchos casos la situación rebote en la toma de una carretera o crucero en la ciudad.

Sin embargo, ser muy preciso en la aplicación de la ley para evitar que la ciudadanía sea rehén de grupos. “Pareciera que no hay respaldo del Estado. Tendría que aplicar la ley porque es su obligación, no una opción, es decir, existe una ley y ésta no puede aplicarse para unos y para otros no. La ley es general y para todos los ciudadanos. Es una obligación, no una opción para el Estado”, sostuvo.

El presidente de la Canaco-Servytur dijo que ya no deben de existir más prebendas y no someterse al chantaje. En contraparte, admitió que existen problemas reales que deben de ser atendidos.

Y es que dijo que si el Estado accede en todo momento y se la pasa repartiendo recursos como tradicionalmente se ha hecho y dando dinero, nunca se saldrá del círculo vicioso y seguirán tomando de rehén a la sociedad oaxaqueña.

 

error: Contenido protegido !!